Rural Tex es un estúpido portal web de noticias y reseñas sobre videojuegos y cine popular. Combatiendo el mal gusto desde 2005 (nos está costando mucho) Influenciados por nuestra cultura geek de Comic Books & Gaming, hacemos Periodismo Gonzo de tercera en este 'Colosal Desperdicio de Ancho de Banda'

RESEÑAS

Todas las reseñas de videojuegos y cine se encuentran en nuestra base de datos alfabetizada. Rural Tex™ no apoya la piratería, todo medio que se revisa es estrictamente legal y original.

Importante: Información Legal.

CALIFICAMOS ASÍ

Nuestra escala para calificar las reseñas del 1 al 5. Con el Sir William McKay reservado sólo a la excelencia.

  • Sir William McKay: Aleph One.
  • Willy McKay: ¡Non-Plus-Ultra!
  • McKay: Muy bueno, peeero…
  • Pasta: Ta' Bien… Ta' Bien…
  • Mancao: Coleto impresentable.
  • Ñame: ¡Que nos devuelvan el tiempo y dinero que perdimos en revisar esta grandísima porqueria! ¡CULAZO!
La Otra Dimensión - Reseña: The Legend of Heroes Trails of Cold Steel

Tales from the Erebonian Youth

Legend of Heroes
Trails of Cold Steel
PlayStation Vita PlayStation 3

Desde que jugué las dos primeras partes de la historia de Trails in the Sky, quedé completamente enamorado del universo y lore que la legendaria desarrolladora nipona Nihon Falcom creó para nosotros. Las aventuras de Estelle y Joshua Bright estuvieron llenas desde el principio de excelente narrativa, personajes, locaciones, música y mucho de la mejor jugabilidad que he probado en mi vida como gamer.

Por eso, cuando XSEED localizó a finales del año pasado la primera parte de Trails of Cold Steel, decidí sin titubear jugar esta nueva trama del universo de Kiseki* haciendo a un lado otros JRPG de mucha importancia de este año como Dragon Quest VII (3DS), Dark Souls III (PS4) y Bravely Second (3DS) y, para ser sincero, no me arrepiento de nada porque al igual que Trails in the Sky, Cold Steel es también un juego absolutamente espectacular, que me transportó a un mundo maravilloso y me hizo conocer personajes que francamente puedo decir que ya están entre mis favoritos de todos los tiempos.

The Legend of Heroes: Trails of Cold Steel inicia una nueva arca dentro del mundo de Kiseki, precisamente el arca del Imperio de Erebonia. Una de las muchas naciones del continente de Zemuria que en los dos juegos de Trails in the Sky se nos presentó como el “imperio malvado” y militarmente avanzado que se caracteriza por la infinita ambición de sus líderes para anexar pequeños estados que limitan con él a la fuerza. Para el que haya jugado Trails in the Sky, el Imperio de Erebonia era una nación llena de misterio y que se trató con mucho miedo debido a la guerra que hubo entre él y el país de Liberl, donde se llevan a cabo las aventuras de Joshua y Estelle. Trails of Cold Steel nos presenta la oportunidad de adentrarnos en el imperio y conocer a fondo sus ciudades, sociedad, costumbres, cultura y lo mejor de todo: sus personajes.

Trails of Cold Steel gira en torno a la Academia Militar Thors, donde los jóvenes de Erebonia van para obtener educación enfocada en el ámbito militar, que está muy arraigado en la cultura del Imperio. Durante el comienzo del juego, aprenderemos que la cultura de Erebonia divide fuertemente a sus habitantes dependiendo de sus clases sociales, entre los que están los nobles y los plebeyos. Por esa razón, la academia Thors también divide a sus estudiantes en unas clases para nobles (vestidos de uniforme blanco) y otras para los plebeyos (de uniforme verde). Durante la historia, veremos el interesantísimo contraste que Falcom creó para esto.

El protagonista en esta ocasión es un joven espadachín llamado Rean Schwarzer, quien llega en su primer día a la Academia Militar Thors para enterarse que él y otros ocho estudiantes han sido seleccionados para la “Class VII”, que mezclará personas de distintas clases sociales, así como nacionalidades en un mismo grupo que portarán un único uniforme rojo que los hará resaltar mucho dentro de la academia. De esa manera, veremos la historia completa desde el punto de vista de Rean y sus compañeros de clase mientras obtienen su educación militar.

Entre los compañeros de Rean se encuentran Jusis Albarea y Laura S. Arseid, quienes son hijos de nobles con muchísimo poder en el imperio, lo que les da un aire y personalidades muy decorosas; Elliot Craig y Machias Regnitz son hijos de plebeyos y vienen de una crianza mucho más sencilla y humilde de lo normal, mientras que otros como Gaius Worzel vienen de una nación completamente diferente y no encajan dentro del sistema de clases sociales y la cultura de Erebonia. Juntos, Class VII conforma un excelente grupo de jóvenes que tendrán que aprender a educarse, relacionarse y vivir con personas muy diferentes a lo que estaban acostumbrados. Muchas veces a la fuerza.

El contraste inicial entre los personajes es muy fuerte desde el principio. Machias y Jusis actuarán como si fueran enemigos por sus diferentes orígenes. Nadie confiará mucho en Fie porque ella es muy reservada y misteriosa y, aunque Gaius y Elliot son bastante amigables y abiertos a relacionarse con sus compañeros desde el comienzo, sólo servirán de catalizadores para lo que será un desarrollo de personajes que es rivalizado en mi opinión por Persona 4 Golden, Final Fantasy VI, VII y X y, por supuesto, Trails in the Sky. Conforme avancemos en la trama, aprenderemos la forma de pensar, los antecedentes y las razones de por qué cada miembro de Class VII es la persona que es y poco a poco, lo que parecía un grupo destinado a un fracaso seguro, se convertirá en unos personajes que realmente nos importarán y harán que nos encariñemos muchísimo con ellos.

La versión de Vita de Trails of Cold Steel tiene gráficos humildes, pero con un encanto innegable que agradará a todo fanático del arte estilo anime. Los diseños de los personajes no resaltan tanto en lo visual como ocurre en otros juegos de arte similar, como Atelier o Final Fantasy pero sus personalidades y desarrollo más que compensan por la falta de trajes extravagantes. Cold Steel dejó atrás los sprites 2D utilizados en Trails in the Sky (también en Zero y Ao**) para mostrarnos al imperio de Erebonia con gráficos tradicionales con polígonos en 3D, que a decir verdad, quedé bastante complacido con los visuales y el rendimiento en el Vita. De igual manera, la música es una absoluta locura. De los mejores soundtracks que he escuchado en un juego y créanme que eso es muy difícil de lograr. Una vez más, Falcom hace resaltar la musicalización de sus títulos y justifica la fama que tiene a nivel mundial su equipo de músicos.

The Legend of Heroes: Trails of Cold Steel tiene una estructura bastante diferente a los dos juegos de Estelle y Joshua. El enfoque del título se centra principalmente en la vida académica de los miembros de Class VII dentro y fuera de Thors, con un calendario interno que permitirá que en ciertos puntos del juego, Rean pueda pasar algo de tiempo con alguno de sus compañeros, mejorando su relación con ellos para conocerlos más y obtener muchos beneficios en el sistema de batalla. Es un sistema bastante parecido al de Persona 4 Golden y me parece que también funcionó muy pero muy bien en el universo de Kiseki. Además de esto, existen mini-juegos que se pueden disfrutar en ciertos puntos de la trama como la pesca, montar a caballo y un juego de cartas interno del universo de Kiseki llamado “Blade”.

Durante la trama, Rean y sus compañeros serán enviados a diferentes ciudades dentro del Imperio en “estudios de campo” con el propósito de aprender de la cultura, política, economía y la vida cotidiana de cada una de ellas. En un principio, los viajes de la Class VII parecen tener una razón meramente educativa, pero a medida que vamos avanzando en la trama, nos daremos cuenta que al igual que en Liberl, los gobernantes y militares de Erebonia tienen planes y agendas ocultas que quieren seguir así sea a la fuerza. Planes en los que de una manera u otra, Class VII participará para irse involucrando en un conflicto bastante complicado y elaborado. Muy similar a lo que le ocurrió a Estelle y Joshua mientras “entrenaban para ser miembros de la Bracers Guild”.

Al igual que ocurrió con los juegos de Trails in the Sky, Cold Steel tiene un guion realmente extenso en el que prácticamente todos los personajes del juego tienen varios miles de líneas de diálogo durante la historia. Esto hace que el proceso de traducción y localización de un juego como este sea bastante difícil. Sin embargo, y como siempre digo cada vez que reseño un juego de ellos, XSEED una vez más hizo un trabajo de 20 puntos con la narrativa del juego. Recomiendo ampliamente jugar Trails of Cold Steel con paciencia y buscando la mayor inmersión posible. Cada vez que se avance en la historia, se debería tomar un tiempo para pasear por la ciudad en la que esté Rean, hablando con los transeúntes, mercaderes, niños, soldados, etc. Siempre tendrán cosas interesantes que decir desde distintos puntos de vista, opiniones e incluso muchísimas sub-tramas que se van desarrollando en paralelo y que, si no hablas con ellos, ocurrirán sin que los miembros de Class VII se enteren.

El Imperio de Erebonia es una nación sumamente interesante y llena de personajes increíblemente bien desarrollados y escritos que tiene NPCs que hacen que los protagonistas de muchos otros RPG queden como personajes planos y sin personalidad alguna en comparación. Personalmente me encantó la fracasada historia de amor de Margarita y Vincent dentro de la academia militar, o los mercaderes de diferentes clases sociales que compiten en el mercado de la ciudad de Celdic, los puntos de vista de los trabajadores de las fábricas que le hacen las armas a los militares, así como docenas y docenas de otros. Trails of Cold Steel tiene un “world building” realmente extraordinario.

Uno de los aspectos que más me preocupaba de la localización de Cold Steel era que la versión japonesa introdujo voces en la mayor parte de las escenas de la trama principal y XSEED tomó la decisión de traernos el juego doblado en inglés en lugar del japonés subtitulado que normalmente preferimos los jugadores de JRPG. Pero quedé bastante complacido con el resultado final, que aunque no es perfecto, fue muchísimo mejor de lo que normalmente hacen otros publishers cuando nos traen juegos japoneses. Realmente me gustó el doblaje de Jusis, Fie, Elliot, Crow y Gaius, me parece que sus actores de voz lograron resaltar sus personalidades y líneas originales muy bien. Pero otras voces como las de Alisa o Towa fue difícil acostumbrarme a ellas en un principio, pero eventualmente lo logré. Personalmente pienso que esto se debe a que la típica voz de las chicas “moe” no funciona bien en un idioma que no sea el japonés pero de todas formas, Alisa y Towa son personajes tan increíbles que todo lo demás compensó el doblaje que tuvieron.

En cuanto a gameplay, Trails of Cold Steel tiene un sistema de batalla bastante similar al de Trails in the Sky, que introduce cambios bastante interesantes que modernizan lo que hizo Falcom con la jugabilidad del arca de Liberl como es el sistema de “Combat Links” en el que si atacamos a un enemigo con algún tipo de arma al que sean susceptibles varias veces, romperemos sus defensas, haciendo que dos de los miembros de Class VII hagan un ataque en conjunto que, si se utiliza bien, puede significar la diferencia entre salir victorioso de una batalla difícil o un Game Over.

Los ataques convencionales, técnicas de cada personajes y las magias están presenten una vez más en el sistema de Orbments en el que equipamos gemas elementales a cada uno que les permiten tener hechizos, bonos en los stats así como chances de generar y resistir efectos negativos como Poison, Sleep, Burn, etc. Este sistema me recuerda muchísimo al de las Materias de Final Fantasy VII y en lo personal, pienso que eso es excelente. Los ataques “S-Craft”, que se asemejan a los Limit Break de los Final Fantasy viejos, también vuelven y son por lejos los más poderosos de cada party member.

También está presente la opción de posicionarte en el campo de batalla, lo que se debe usar de manera estratégica para salir victorioso. Cada miembro de Class VII utiliza armas y técnicas diferentes que se basan en la posición de ellos y de los enemigos dentro del campo de batalla. Rean y Gaius por ejemplo usan armas de cuerpo a cuerpo con su espada y lanza respectivamente, lo que significa que casi siempre estarán cerca de los enemigos mientras que Emma, Machias y Alisa utilizaran sus armas de rango para poder hacer daño a distancia y mantenerse lo más lejos posible del peligro. A medida que se avanza en el juego, los personajes obtendrán técnicas y hechizos que les permitirán aprovechar todo esto de manera más efectiva. Recomiendo buscar generar “status effects” en los enemigos, en lo personal lo encontré muchísimo más útil que en Trails in the Sky. A veces es mejor envenenar y dormir a un enemigo para matarlo lento pero seguro que salir “guns blazing” sólo para terminar con un Game Over. El sistema de batalla requiere mucho uso de lógica y entendimiento del sistema de Combat Links y Orbments.

Trails of Cold Steel es un juego sumamente extenso que me tomó más de 90 horas terminar. Eso tomando en cuenta que no terminé todos los sidequests ni encontré todos los ítems y armas que se pueden obtener. Con todo y eso, este juego es apenas la primera parte de la historia del arca de Erebonia, que al igual que Trails in the Sky FC, termina con un “cliffhanger” tan impactante que me fue absolutamente inevitable saltar a la secuela (que fue localizada apenas hace un par de meses) de una vez (reseña inminente).

La trama de Erebonia es diferente y posterior a la de Liberl pero aunque es un juego realmente maravilloso, recomiendo terminar los dos primeros títulos de Trails in the Sky antes para que se llegue a Cold Steel, familiarizado con el universo de Kiseki así como los planes de muchas facciones y personajes que participaron en Trails in the Sky y volverán a aparecer de una manera u otra en Cold Steel (*cough* The wandering bard…). De resto, este juego es otra clara prueba de que los JRPG, así como los sistemas de batallas por turnos, están más vivos que nunca y pueden funcionar muy bien en juegos muy modernizados. Es en definitiva de los mejores JRPG que he jugado últimamente y si la secuela continúa lo que esta primera parte hizo, terminarán destronando a Persona 4 Golden como el mejor juego del Vita. Lo recomiendo ampliamente, este es uno de los juegos por los que los fanáticos de los JRPG amamos tanto este género.

BIEN:
● Excelente trama y world building.
● Personajes extraordinarios e inolvidables.
● Gameplay que mezcla lo clásico y moderno.
MAL:
● Ciertos problemas de framerate en PS Vita.    
¿40$?: Definitivamente sí, es un JRPG espectacular, con una de las mejores tramas, personajes, música y jugabilidad que hay hoy en día. Nihon Falcom se está convirtiendo cada vez más en un developer de “Day 1”.
Vita: 2015. 1-Cartucho o Digital. Zona ALL. Video QHD: 640p/30fps. Sonido: Stereo, Jugadores: 1 (Online: N/A); Memory Card: ~3GB. Trofeos. ESRB Rating: T

______________
Mike

[*] Kiseki significa "Trails" en japonés. Es la palabra con la que normalmente se asocia a los juegos de este universo tanto en Japón como en el mercado occidental.

[**] "Zero no Kiseki" y "Ao no Kiseki" (Trails of Zero y Trails of Azure) son dos juegos de este universo que conforman el arca del país de Crossbell. Originalmente salieron en PSP y PC, con un remake de PS Vita cada uno. Lamentablemente y por ahora, ninguno de estos juegos ha sido localizado ni existe plan sólido por parte de XSEED para hacerlo. Sin embargo, han dejado las puertas abiertas para que se localizen las versiones de PC si los títulos de Trails in the Sky y Cold Steel obtienen ventas favorables.