<body>

Rural Tex es un estúpido sitio web de reseñas y noticias de videojuegos y cine popular. Combatiendo el mal gusto desde 2005 (nos está costando bastante) Influenciados por nuestra cultura nerd-geek de Comic Books & Video Games. Periodismo Gonzo de tercera en este Colosal Desperdicio de Ancho de Banda

ÚLTIMAS RESEÑAS

Las últimas reseñas de videojuegos y cine. También a veces música, Apple o audio (a veces). Rural Tex™ no apoya la piratería, todo medio que aquí se revisa es adquirido legal y estrictamente original.


Más en el Archivo de Reseñas.

CALIFICAMOS ASÍ

Nuestra escala para calificar las reseñas del uno al cinco (estrellas). Con el Sir William McKay reservado sólo a la excelencia.

  • Sir William McKay: Aleph One
  • Willy McKay: ¡Non-Plus-Ultra!
  • McKay: Muy bueno, peeero...
  • Pasta: Ta' bien... ta' bien.
  • Mancao: No nos inmuta.
  • Ñame: ¡Que nos devuelvan el tiempo y dinero que perdimos en revisar esta grandísima porqueria! Epic FAIL!
WEB-ONADAS

Lectura: No Girls Allowed? I'm not your fucking shield!. Una opinión sobre el sonado caso del #gamergate desde la perspectiva analítica del Editor en Jefe. –Bartolomeo

Contribuye

¿y qué de los amortiguadores?*


Review: Bose® Companion 20 Multimedia Speaker
Permitan que les rellene el review con mi larga cruzada en búsqueda de un buen par de cornetas para mi Mac de escritorio (de turno), casi desde que La Tierra se enfrió y comenzó a gestar vida unicelular. Una pesadilla mequetrefes que suma cientos –por no decir miles– de dólares desperdiciados si sacamos la cuenta. No todo ha sido una tortura ya que algunas me han dejado conforme, pero ninguna ha podido dar en el clavo al 100% como “El Elegido”, "El Mesías" o "Santo Grial" que satisfaga el objetivo perseguido. ¿Cuál es ese objetivo? como conocerán a estas alturas leyendo artículos en este colosal desperdicio de ancho de banda™, me gusta la música y la tengo conmigo siempre. En casa, estudio, oficina, carro y hasta cuando ando a pedal. Tan importante es esa pasión que no se limita a comprar discos, ir a conciertos y tener un iPod, no, me gusta el buen audio tanto como la buena música y soy muy discriminador cuando se trata de calidad de sonido. Pero también soy realista, como práctico, ya que no espero tener el sonido de mi sistema referencial Hi-Fi en todas las circunstancias de la vida, ¿quién instala cornetas B&W con amplificadores Yamaha o Marantz en su oficina y no es un CEO? ¿No? Por eso sé cómo adaptarme a las limitaciones del medio. Sin embargo no quiere decir que “adaptarse” signifique conformarme con un sonido mediocre, por eso busco el mejor performance posible adaptado a las limitaciones y condiciones de las circunstancias… siempre y cuando el precio sea justo.

Las cornetas para computadoras han sido un calvario, un vía crucis lleno de amargos momentos de decepción. Leyendo cientos de reviews y audicionando igual número de candidatos he tenido que “conformarme” con algunos peor es nada resignado a no conseguir ese objetivo de disfrutar calidad de sonido en mi escritorio… al menos lo suficiente como para olvidar que no estoy escuchando verdadero Hi-Fi. Mis requisitos son sencillos ¡cof! ¡cof!: un buen par de cornetas compactas que no cupe espacio entre cajas y cables (sin subwoofer), libre de configuraciones complejas (nada de perillas ni botones) y que suene bien por los cojones de Judas. Que “haga juego” o sea “estéticamente agradable” puede chuparme las bolas… ahora, que el precio no sea un insulto tampoco me molestaría. Los subwoofers son un mal necesario en el Home Teatro por las tremendas frecuencias bajas que exige un verdadero sistema de Hi-Fi (que se respete). Eso no quiere decir que debas reproducir la misma configuración en un ambiente casual como tu oficina o consultorio médico. Un buen sonido decente basta y sobra, no tiene por qué ser Hi-Fi, complicado, ni costar una fortuna. Además, los cables son otro dolor de cabeza que, tratándose de un sistema 2.1 con subwoofer, aumenta el espagueti de plástico y cobre en tu escritorio. Si voy a tener que calarme la molestia de un subwoofer por más pequeño que sea, con su correspondiente set de cables molestos, mejor instalo un amplificador grande y un buen par de cornetas bookshelf que al menos me va a recompensar con un sonido mucho mejor que cualquier set de cornetas multimedia. De verdad no entiendo por qué hay gente que compra esos sistemas de 5.1 de escritorio… para eso pega la computadora al Home Theater.

Resignado después de años botando dinero en cuanta promesa de cornetas multimedia milagrosas, terminé casi haciendo lo menos práctico para poder tener un sonido decente. Usé un mini componente Aiwa –de lo más ordinario– cansado de tantas corneticas mediocres de PC que no hacían más que romperme los huevos... antes que los oídos. Logitec, Altec Lansing, JBL, Bose, Creative, Boston, Sony y pare de contar, desfilaron por mi escritorio cada una por menos tiempo que la otra hasta que mi oídos gritaban “¡devuélvelas o quémalas!” con profunda decepción. Cada marca que probaba prometía un sonido “Premium” en su oferta de configuración 2.0, es decir, sans subwoofer. Cierto, todas esas marcas tenían un modelo insigne que demostraba sorprendentes resultados en un reducido espacio, pero todas coincidían en la necesidad de un subwoofer. Con toda razón, la física del audio no miente ni se puede cambiar, con todos los trucos habidos y por haber, nada produce sonido denso y dinámico sin mover buena cantidad de aire… eso en audio es un axioma. No obstante las esperanzas nunca se pierden, y cada año revisaba cada nuevo diseño que pudiera probar buscando “ese par especial” que cumpliera con humildad. Mientras tanto me conformaría con el sonido decente de mi mini componente caimanero al lado de mi Mac de escritorio… eso hasta hoy.

Vamos a ser honestos, Bose® siempre ha sido para mi, como para cualquier persona que se respete en audio, una imperial mierda. Bose no es Hi-End Audio, de vaina se aproximan a Alta Fidelidad. Se la tiran de audio exótico cuando en realidad apenas están al nivel de un Sony o Samsung. Sí, producen productos de calidad, pero quieren vender Seven-Up mezclado con vino barato como si fuera Brüt Champagne. Si cobraran la mitad de lo que piden y se bajan de esa nube de creerse un McIntosh ganarían mayor respeto… y ventas. Bueno, al review… En 2011, Bose sacó un trío de modelos 2.0 para aplicaciones multimedia, el Bose® CMM (Computer Music Monitor) - 299$, Bose® Companion 2 - 99$ (review de ambas al final en el apéndice) y Bose® Companion 20 - 249$. Tuve la oportunidad de probarlas a las tres a plenitud de sus capacidades y limitaciones, coincidiendo sólo en que son sistemas 2.0 de apariencia europea, fácil configuración y con la promesa de un sonido de primera a distintos rangos de precio. Las tres se conectan por mini-plug ⅛” sin controles adicionales al ajuste del volumen. Pudiendo admitir una fuente auxiliar en caso de querer colocar un iPod o cualquier dispositivo ajeno con una salida mini-plug estándar. El rotundo ganador fue el Bose® Companion 20 que resalta en este review –triple– improvisado. Digo improvisado por ser una evaluación puramente subjetiva. De todas maneras, este trío destaca por encima de cualquier oferta de sistema 2.0 multimedia del mercado, se los digo porque busqué. No tiene sentido evaluarlas objetivamente dado su uso casual y en especial porque Bose nunca publica sus especificaciones técnicas… algo esconden.

Casi pierdo las esperanzas con los dos primeros coletos* que no le di fe a las Companion 20. Ni idea de la sorpresa que me esperaba. Las Companion 20 lucen similar a las otras dos en diseño y acabado, salvo por el tamaño y un ligero detalle. Empezando que son pesadas, buena señal. Trae el mismo control de volumen/encendido/audífono/auxiliar que Bose coloca en sus sistemas 2.1 (Companion series 3 y 5). Pero eso es lo de menos, lo que me sorprendió fue su sonido, increíble para ser un modesto sistema 2.0, ¡casi como si fueran las Companion 3! (que tienen un bultoso subwoofer). Bose afirma que poseen todo el circuito de su insigne Companion 3 que le da ese sonido de mini equipo Hi-Fi, gracias a un diseño de tobogán interno para crear bajos potentes y dinámicos (ver foto arriba). Tienen cuerpo, textura y lo más importante no limita el rango dinámico para comprimir el loudness. No producen distorsión, aunque no dejan de sufrir de una ligera coloración nasal entre las frecuencias de 500Hz - 4KHz donde los medios son más sensibles. Nada que no pudiera ajustar luego en casa con el ecualizador de siete bandas del iTunes. No me equivoqué, logrando mejorar el sonido por encima de su ligera limitación en respuesta de frecuencias medias. Dan una imagen impresionante, peeero, siempre y cuando estés centrado en perfecto axis perpendicular a 90º. Te desvías o te alejas mucho y tanto la imagen sonora como la respuesta de su fidelidad se reduce dramáticamente. No lo considero negativo dado que son monitores multimedia personales, no un equipo para amenizar fiestas en casa o verbenas de oficina. No obstante tienen potencia limpia –bastante– manteniendo la delicadeza de sus brillos no sin que los medios sufran una mayor coloración de su tonalidad (+6bB?). Más no se le puede pedir a este tamaño y categoría. Como punto negativo el control de volumen no tiene indicador de posición ni hay forma de saber a qué nivel se encuentra el volumen, perfecto para sorpresas.

La unidad remota es una bendición de flexibilidad y control, permite ajustar el volumen con un anillo de goma muy sensible al tacto, tan sensible que deben tener cuidado de no accionarlo por accidente. Igual el botón único sensible al tacto que enmudece el audio. Lo que me gustó fue que se apagan solas cuando no recibe señal de la Mac en dos horas, perfecto porque dejaba el mini componente encendido accidentalmente todo el tiempo. Hay dos tomas de mini-plug de ⅛” en el frente del control de volumen para colocar audífonos (que bloquea el sonido a las cornetas) y una toma auxiliar que mezcla el audio del computador con la señal de la fuente auxiliar. Si conectas la entrada posterior de las Bose a la salida de audio del Apple Airport Express es perfectamente compatible con Apple AirPlay (Wi-Fi), de hecho lo estoy probando en este momento mientras escribo el review.




En resumen, después de años y años de búsqueda, al fin encontré un sistema 2.0 compacto, simple y de excelente calidad de sonido para su categoría. Sí, son costosas, pero lo bueno cuesta, si quieren un excelente sistema de dos módulos, sin subwoofer con cables extra, sin sacrificar calidad de sonido y fácil de operar, hazme caso y vete directo por estas Bose® Companion 20, de lo contrario vas a gastar más dinero y frustración comprando –y devolviendo– cornetas majunche de calidad barata. Puede que sea la primera y única vez que hable bien de Bose en mi vida... sí, el Apocalipsis está cerca.

Pros: Excelente calidad de sonido para su categoría. Excelentes bajos para no tener subwoofer. Excelente flexibilidad de control y conexiones. Excelente calidad de construcción y diseño de aluminio. Buenos medios y brillos a cualquier nivel de volumen. Potencia limpia. Compactas. Auto Off.
Cons: Sonido pierde cuerpo e imagen al salir del punto dulce frente a ellas. Medios ligeramente coloreados y nasales, en especial a alto volumen (corregible por ecualizador si sabes lo que haces). No tiene control remoto inalámbrico ni indicador de nivel de volumen o posición. Pesadas. Costosas.
Veredicto: McKay (★★★★☆)




Barton

[*] Bose posee una división que desarrolla suspensión de automóviles donde poseen un diseño que promete revolucionar la suspensión automotriz: amortiguadores electromagnéticos.
[**] Las Companion 2 son las más económicas, por 99$ prometen un sonido decente casi como un sistema 2.1 y lucen como las Companion 20, pero más pequeñas. Posee un único control de volumen en la corneta derecha y la rejilla no se remueve. ¿Su sonido? es como mezclar pupú con vómito, no encontré adjetivo más sutil que ese porque francamente me puedo lucir en lo vulgar para describir con mayor detalle su horrible desempeño. Por cien dólares prefiero cualquier micro componente por más ordinario que sea. Posee un circuito de compresión de rango dinámico que se activa al subir el volumen para que no se ahoguen sus mono-drives de pulgada y media. Todas las frecuencias medias sufren una coloración marcada que da un efecto nasal a todo tipo de material o género musical. Tampoco que suenan muy fuerte que digamos, gracias al circuito de protección que aplana todo como si escucharan un CD moderno. Digamos que si estuviera en un pasillo largo y en un extremo está el reactor descubierto de Chernobyl, y en el otro extremo las Companion 2, correría hacia el reactor radioactivo tan rápido como me lo permitan las piernas lo más lejos que pueda de esas cornetas (★☆☆☆☆). Por otra parte, las Bose® CMM suenan mucho mejor, más claras y dinámicas sin el circuito que las limita, por tres tablas verdes deberían. Los medios no suenan tan colorados en tono gracias a los DSP que Bose emplea para dar amplitud algo artificial. Sin embargo su carácter de portátil hace que sufra la ausencia casi absoluta de frecuencias bajas debido a su diminuto tamaño que caben en la palma de la mano. Sorprende además el lujo que presenta su acabado de titanio y aluminio con un control remoto inalámbrico igual al que trae las SoundDock®. Pero todo ese lujo se va por el caño si no pude dar un sonido dinámico y denso con moderados bajos fuera de ser poco más que un ambientador de ascensor. ¿¡Por 300$!? #melomamais (★★☆☆☆). –Bart

Etiquetas: ,

LEGAL

Acerca: Rural Tex™ no está aliado con instituciones públicas, entes políticos, empresas privadas o medios de comunicación, ni persigue alianzas comerciales o editoriales de cualquier naturaleza. Rural Tex™ funciona con el único objeto de difundir información de entretenimiento basado en la Libertad de Expresión y Pensamiento del Artículo 19º de la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Bajo ningún motivo Rural Tex™ recibe dinero de marcas o empresas cuyos productos endose, independiente de las opiniones expresadas hacia alguna de ellas. Tampoco hacemos eco de campañas publicitarias de cualquier naturaleza excepto aquellas previamente acordadas o como contribución hacia algún servicio social.

©2005-2017 Derechos Reservados. Los nombres: Rural Tex™, Sir William McKay, Willy McKay, McKay, Mancao, Ñame, La Otra Dimensión, Geekview, La Galería del Terror, República Metallica, Hablemos de Audio, La Real Logia de la Cervezología, Inteltosh, Tipo Serio, Gay Alert! son propiedades intelectuales originales pertenecientes exclusivamente al Grupo Rural Tex™. Rural Tex™ no revisa, critica, compra, alquila, baja, recibe o difunde contenido pirata en formato alguno por ningún motivo. Todo contenido audiovisual que se discute en estas páginas: cine, música, software o videojuegos, en cualquier formato –físico o digital– es estricta y legalmente original; más por razones de buen gusto como coleccionistas puristas, que por motivos o razones de índole ética, legal o moral. El contenido de esta página es propiedad intelectual de Rural Tex™, incluyendo sus fotografías e ilustraciones originales. Se prohibe la reproducción total o parcial del contenido sin el consentimiento directo de sus editores. Se puede enlazar a nuestros artículos desde otras páginas sin necesidad del permiso previo de Rural Tex™ siempre y cuando no se copien porciones –totales o parciales– de su contenido. Cualquier contenido –escrito o gráfico– cuya autoría intelectual no sea nuestra, será debidamente especificado –con su respectiva referencia– a quien(es) debidamente le corresponda. Las imágenes utilizadas en las reseñas, noticias y artículos son en su mayoría de dominio público, abiertas a la prensa, libre difusión y/o por cortesía del publicista o medio promocional. Esta página está protegida por una licencia de: ©Creative Commons – Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.

©Derechos Respectivos. ®Apple, Macintosh, iPod, MacBook, iMac, iPad, iPhone, iCloud, iTunes, iOS, Apple Watch, el logo de Apple, así como los modelos y nombres de sus productos, son marcas registradas de Apple Inc. ®Justice League, Batman, Superman, Green Lantern, Flash y cualquier otro personaje de DC son propiedad de DC Comics, Inc. ®X-Men, The Avengers, Spiderman, Captain America, Iron Man, Thor, Hulk, Fantastic Four, Deadpool, así como cualquier personaje de Marvel son propiedad de Marvel Comics/Disney Inc. ®PlayStation, PS4, PS4 Pro, PSVR, PS3, PSP, Vita, Move, PSN, PlayStation Plus, son marcas registradas de Sony Interactive Entertainment. ®XBOX, XBOX One, XBOX 360, XBLA, son marcas registradas de Microsoft Corp. ®Nintendo, Switch, Wii U, Wii, 3DS, DS son marcas registradas de Nintendo Co., Ltd.

Aclaratoria: Rural Tex™ asume la responsabilidad de las opiniones expresadas en los artículos bajo el derecho de la libertad de expresión del pensamiento; tomando en cuenta que el contenido se publica con el propósito exclusivo de entretener más que de informar sin que ello implique que las ideas y opiniones publicadas se deban tomar en serio. Quedan advertidos que no pueden disputar nuestra opinión porque una opinión personal no implica necesariamente que es una aseveración de facto o la verdad absoluta. Son solamente opiniones como las de cualquiera. Las opiniones se respetan, se discuten, se puede o no estar de acuerdo, pero no se disputan. Al enviarnos correos con comentarios de insultos están aceptando que nos reservamos el derecho de propiedad sobre su contenido para nuestra libre interpretación. Eso incluye archivos adjuntos, fotos, tu correo, tu carro, tu trabajo, tus cuentas, tu casa, tu miserable vida, tu alma, tu novia(o), tus hijos y hasta tu perro. Entendiendo lo anterior aceptas que nos reservamos el derecho de publicar tu dirección de e-milio y cualquier dato personal para el escrutinio (burla) de todos. Igualmente entiendes que nuestras opiniones siempre están en lo correcto sin importar qué. Por lo tanto podemos difamar, burlar, humillar y destruir a cualquiera que nos rompa los huevos. Además reconoces que al enviarnos correos de odio, sólo por el simple hecho de estar en desacuerdo con nuestras opiniones, se convierten en motivos para insultarlos, difamarlos, burlarnos y destruir tu miserable inferioridad ante la vista de todos. Aceptas sobre todo que, sin importar lo que aquí se diga, no puedes demandarnos por ningún motivo. Si no estás de acuerdo con estas condiciones no envíes correos con comentarios. Estas condiciones se pueden modificar en cualquier momento sin aviso previo. Nuestros abogados no tienen ética y juegan sucio.

Powered by Blogger
Powered by Blogger
Template by Rural Tex