<body>

Rural Tex es un estúpido sitio web de reseñas y noticias de videojuegos y cine popular. Combatiendo el mal gusto desde 2005 (nos está costando bastante) Influenciados por nuestra cultura nerd-geek de Comic Books & Video Games. Periodismo Gonzo de tercera en este Colosal Desperdicio de Ancho de Banda

ÚLTIMAS RESEÑAS

Las últimas reseñas de videojuegos y cine. También a veces música, Apple o audio (a veces). Rural Tex™ no apoya la piratería, todo medio que aquí se revisa es adquirido legal y estrictamente original.


Más en el Archivo de Reseñas.

CALIFICAMOS ASÍ

Nuestra escala para calificar las reseñas del uno al cinco (estrellas). Con el Sir William McKay reservado sólo a la excelencia.

  • Sir William McKay: Aleph One
  • Willy McKay: ¡Non-Plus-Ultra!
  • McKay: Muy bueno, peeero...
  • Pasta: Ta' bien... ta' bien.
  • Mancao: No nos inmuta.
  • Ñame: ¡Que nos devuelvan el tiempo y dinero que perdimos en revisar esta grandísima porqueria! Epic FAIL!
WEB-ONADAS

Lectura: No Girls Allowed? I'm not your fucking shield!. Una opinión sobre el sonado caso del #gamergate desde la perspectiva analítica del Editor en Jefe. –Bartolomeo

Contribuye

La Galería Del Terror™ Presenta:
La Década Siniestra de los ’80 Parte 2



Antes de abrir las mazmorras, es necesario aclarar esta ausencia. La pausa tan larga que tuvo esta galería comprendida entre febrero y el mes en curso se debió a que como citamos en el último artículo, mientras escribíamos se nos entumecieron los dedos, además de tener principio de gangrena que si no parábamos podíamos perder las teclas.

En la entrega anterior, sufrimos el trauma provocado al recordar la contra-cultura del horror que resultó la idiosincrasia popular de entonces, que nos costó desde pedir préstamo para pagar la cuenta de psicoanalista, invertir en litros de carbonato de litio con Anís Cartujo, hasta encerrarnos en el psiquiátrico de El Peñón por casi seis meses. En esta oportunidad nos referimos a los medios que contribuyeron con semejante necromorfósis social ante la radioactividad mortal del mal gusto que propagaban. Al punto que nuestro loquero particular nos incitó a que enfrentáramos nuestros miedos de frente para sacarlo de nuestro sistema los malos recuerdos de la década de los 80, la más patética -culturalmente- que el país haya vivido en su historia.

Por supuesto que en este regreso triunfal, repotenciado y glorioso de La Galería Del Terror™ terminaremos de una vez por todas de matar a este período macabro, oscuro y maléfico que estas tierras tuvieron a mal vivir, con los tres elementos que nos faltaron en la pasada edición. Eso sí, recomendamos que respiren hondo, tomen una infusión de tilo con valeriana y guarden con llave sus armas de fuego porque lo que sigue no es apto para personas sensibles. Señoras y señores, La Galería Del Terror™ presenta: La Década Siniestra, los 80’s en su última parte.

Cadáveres Cinematográficos
Es necesario aclarar que en esta década se produjo buen cine a nivel internacional. Esta fue la época de gente como Steven Spielberg, David Cronenberg, Oliver Stone, Pedro Almodóvar, Jim Jarmusch, Takeshi Kitano, Terry Gilliam, Robert Zemeckis y Ridley Scott, por mencionar algunos talentos que marcaron estos años. Así mismo, y en estas fronteras Fina Torres hizo una pequeña obra maestra equiparable al mejor cine de autor con su película Oriana, ganadora de la Cámara de Oro del Festival de Cannes en 1985.

Pero lo anterior fue un remanso, un oasis ante las tinieblas que poblaron la cinematografía local que extendió hasta lo indecible lo que en la década de los 70 era nuevo, aunque con la clásica receta de violencia exagerada sin ser Tarantino, sexo frío sin lujuria, groserías en el 90% del diálogo y tramas tan insulsas que bien podemos catalogar las películas de ese momento en el país como telenovelas en 35 mm. Razón tenía Carlos Sicilia cuando en esta época parafraseaba a José Campos Suárez con aquello que reza:

El cine venezolano no paga.”

Y de este fango putrefacto, seis películas representan lo más bajo, subterráneo y asqueroso del cine nacional. Si las recuerdan con horror, no sigan leyendo; si las vieron y les recuerdan algo hermoso, una relación o una época maravillosa, pues ustedes o son satánicos o necesitan un lavado cerebral con Diablo Rojo. Este es el sexteto maléfico:

  • Inocencia Mortal. El hijo del pintor Mateo Manaure tuvo la osadía de copiar con creyón Blade Runner de Ridley Scott para hacer algo tan de terror que los replicantes del film original vinieron a Caracas para darle cacería. Y lo lograron, porque ese bodrio fue su debut y despedida. Lucía “La Forzuda” Sanoja actuando en cine en vez de TV junto a Paul Gillman, quien encima hace la “banda de sordera” imitando a Steven Tyler con todo y pañoletas. El mal existió y todavía vive.

  • Macu, La Mujer Del Policía. Hay un refrán que dice que donde termina la lógica empieza este país. Y no es broma, porque hasta hace apenas dos años este film era el más taquillero de todos los tiempos, sólo superado por la extraordinaria Secuestro Express. Además de tener al “Negrito Fullero”; a saber, Daniel Alvarado como protagonista –horror garantizado–, esta es una clase de película ejemplo nacional del representar hechos reales (el suceso fue el “Caso Mamera”) sin aplicar la narración ajustada a los hechos a la manera de un Oliver Stone que dice con nombres, apellidos, horas y lugares los eventos. ¿Miedo a ser demandados o a herir susceptibilidades? No, terror en su mejor expresión.

  • Cangrejo I y II. Un clásico de la literatura nacional, Cuatro Crímenes, Cuatro Poderes de Fermín Mármol León, fue destrozado sin piedad por dos de los responsables de hacer que el cine nacional sea lo que es: Román Chalbaud en la dirección y Miguelángel Landa en el protagónico y eterno utility del cine nacional. Al igual que en el film previo, no relatan los hechos tal como pasaron ni con los nombres y apellidos de los verdaderos; el equivalente a como sería JFK si hubiese sido protagonizado por Raúl Amundaray. Terror-tip: la voz del secuestrador de la distorsión del Caso Vegas Pérez en el primer film es del segundo "utility" del cine nacional, Orlando Urdaneta.

  • Macho Y Hembra. El ya mencionado del terror-tip en trío con Elba Escobar e Irene Arcila, dirigidos todos hacia el despeñadero por Mauricio Wallerstein. Sexo hetero, lésbico, triple y montada de cachos en cuerpos poco perfectos dentro de un arco argumental que va desde la toma de la UCAB a principios de los 70 hasta la década siniestra que hablamos. Más terror: el tema de la película, Es Verdad es compuesto y cantado por… Ilan Chester con su organito Roland en clave pseudo Brahms. No es verdad, Es Terror.

  • Agua Que No Has De Beber. Último film hecho en vida por el otro responsable de la mala fama de nuestra cinematografía: Clemente de la Cerda. Sólo que en esta vez dejó de lado los malandros, el cerro, el sexo gratis y la violencia de resentidos para hacer, literalmente, Radio Rochela en cine sin gracia alguna, con el agregado maléfico del tema musical creado por el grupo Daiquiri (si beben uno mientras los escuchan se les va a fruncir el cerebro, y no por el alcohol). Esta es aguamala.

  • La Generación Halley. Sin discusión, esta es LA PELÍCULA MÁS MALA DE LA HISTORIA DEL CINE NACIONAL (y del mundo). ¿Exageramos al usar mayúsculas corridas? No. El protagónico más aterrador de todos los tiempos: Gustavo Rodríguez con Corina Azopardo, junto con los hijos del primero, mezclados con los desastres directorales de Thaelman Urguelles y patrocinados por el Grupo Cisneros, que equivale a la secta de los movimentarios de Springfield en clave empresarial. La música, ¡Ay, la música! Frank Quintero en balada baladí, Pablo Manavello con baterías hexagonales sintetizadas y sonido chango asqueroso y el epítome del mal, el signo de que el cometa Halley iba a desatar el Apocalipsis bíblico: Melissa, la reina del ros (sic) con el tema homónimo. ♪Somos tu y yo… UUhh Somos… Uuhh Halley


  • Acordes Malditos
    Uno de los avances que se produjo en la música de este período está en la unificación de los géneros mediante el uso común del sintetizador. Era la época de Depeche Mode, Soft Cell, Vangelis, y en clave new romantic, Duran Duran o Roxy Music en su última etapa; hasta los cantantes de salsa y merengue adaptaron al teclado inteligente para sonar diferente. De igual manera, se presenció el surgimiento del post punk de las cenizas del punk original fusionado con el reggae jamaiquino y la electrónica para generar bandas como The Police, Bauhaus, Madness y The Specials con su british ska, Echo & The Bunnymen, Tears For Fears, Missing Persons, The Smiths y muchas otras. Además fue la época de la nueva ola del metal británico en la figura de Motorhead como influencia para bandas posteriores, Slayer y Metallica por citar dos de ellas; al igual que de las figuras pop como Michael Jackson, Madonna y Prince, amén del surgimiento de U2 como una de las bandas de rock más importantes del planeta. Esto fue algo que el mundo sintió y vivió en primera persona... menos aquí.

    A consecuencia del viernes negro y debido a la sensibilidad de cabaret mezclada con película mexicana que ha arrastrado el país por siglos, muchos de los artistas anteriores no tenían difusión masiva en radio o televisión, y menos aun pensar en traerlos a estas tierras. En consecuencia y en un acto de maldad que ni Satanás lo hubiese creado mejor, las dos “únicas“” disqueras que estaban asociadas con los dos canales de televisión privados orquestaron el apoyar “artistas“ que muchos de ellos venían de décadas pasadas sin un atisbo de gloria o fama para llenar espacio radioeléctrico y, además, cumplir con la antecesora de la Ley Mordaza: el 1x1*. Los responsables de causar los traumas que arrastramos hasta nuestros días, los mencionaremos a renglón seguido y sin pausas a lo Beetlejuice para ver si nos libramos de ellos para siempre:

    Guillermo Dávila, Melissa, Ilan Chester, Colina, Karina, Jorge Aguilar, Paul Gillman, Elisa Rego, Yordano, Falso de Vita, Delia, Alberto K (¡asco!), Luz Marina, Rudy La Scala, Frank Quintero, Evio Di Marzo y Adrenalina Caribe, Daiquiri, Ankla, Kiara, Témpano, Aditus, Pablo Manavello, Jorge Rigó, Carlos Mata, Ricardo Montaner, Feedback, Marlene, Antonietta, 20/20, Los Chamos, Fernando y Juan Carlos, Urbanda, Sergio Pérez, Scarlata, Cyam, Gina, Agny Mogollón, Hildegard, Radio Clip, Iñaki, Raquel Castaños, María Conchita Alonso, Guillermo Carrasco, Unicornio, Trino Mora, Devorah Sasha, Los Buitres, Juan Corazón, Rudy Márquez, Diveana, Maryta Capote, Rapsodia, Pentágono, Azabache, Ruddy Rodríguez (sí, cantó), Amilcar Boscán, Adrián Guacarán y por supuesto, el 'par-de-dos' de Lila Morillo y José Luís Rodríguez. ¡Oh Dios, qué hemos hecho! no invocamos a sus espíritus errantes, ¡invocamos a Salvavinilos! ¡Huyan!

    Afortunadamente lo que trajo la caída, el colapso y la demostración de que todos los anteriores eran malos vino desde España, en primer lugar con la llegada de Mecano, seguido inmediatamente de Argentina con la excelencia de Soda Stereo, Fito y Charly, y finalizando con un doble factor: la irrupción de las emisoras de radio en FM que demostraron lo mal grabados que están los discos nacionales por un lado, y la entrada de música extranjera, de mejor gancho y calidad, que los mezclotes siniestros que los arriba mencionados. Y no es que todo lo que venía de afuera fuera mejor, al contrario también habían artistas malos... tema para otro post, quizás.

    La Pantalla Macabra
    Aunque parezca mentira, para una generación les costará creer que en un momento existieron sólo dos canales privados y dos públicos de televisión, en comparación con la actualidad en que las ofertas del cable llenan y hasta saturan el mercado. Pero en esta década de males y desatinos el terror todo estaba concentrado en dos canales. Nunca antes los descubrimientos de John Logie Baird fueron tan mal empleados.

    Por supuesto, Terrorvisión incluyó su maratónico sabatino con aquél nefasto y siniestro jingle a ritmo de disco music: ♪En la era del colooor… Sábado Sensacionaaal♪ No es invento, el mal existió y sigue vivo, porque en el mencionado terror se daban cabida desde Amador Bendayán -en su mejor momento gótico- hasta todos y cada uno de los cantantes mencionados en el ítem previo en su tradicional escenario de cartón piedra fusionado con luces quemadas de árbol de Navidad. Si esto era en el 4, el 2 era igual... o peor.

    Al lado se ubicaba como un frente del mal gusto, Fantástico, copia burda del original de la RAI presentado por Pippo Baduo, salvo que aquí el mencionado estaba en la desfigura de Guillermo González. Y cuando el terror musical nacional hizo su aparición, todos los antes mencionados del correspondiente canal salían a espantar las tardes y noches de los sábados. Más en un acto de evolución al finalizar la década, cambiaron el nombre y el día, de sábado para martes y de Fantástico a De Gada (Perdón, Gala) con el mal usando bisoñé: Gustavo Pierralt. Y como un acto de hacer un musical “de lujo” deslucido, lanzan Más Estrellas Que En El Cielo –con parodias de filmes como Fame en decorados que eran fotomurales de los rascacielos de Nueva York y en clave musical– y tiempo después Musimalísimo –con Ilan Chester rodeado de papel celofán rojo doblando baladas–; ambos programas eran presentados por un clásico del terror sin parentesco con Guillermo "Fantastico", Luís Guillermo González.

    Lo previo era en los fines de semana, porque de lunes a viernes las torturas audiovisuales eran dignas de los manuales de estilo de la SS Nazi o la DINA de la dictadura de Pinochet. Habían programas nefastos como Buenos Días Venezuela, Complicidades y Lo de Hoy (tan malos o peor de Portadas), pero la mejor demostración de que el diablo estaba suelto era en RCTV con A Puerta Cerrada y Marioneta Santana, seguido por el programa más de ultratumba de la historia: Magazine con el dúo del mal: Neyla Moronta y Jenireé Blanco, la mejor demostración de cómo un ama de casa puede convertirse en una modelo para las camisas de fuerza. En las noches las cosas gravitaban entre el 4 con sus mamarrachadas de programas de concursos copiadas de los americanos en Estrella De La Fortuna con Orlando Urdaneta, Corina Azopardo y Luís Velazco en plan de desanimadores con la macabra voz en off de Carlos Eduardo Ball; y Match 4 con Juan Manuel Montesinos haciendo apología al vampirismo por el tono de piel y la escenografía funeraria.

    Pero en Radio Caracas Televisión las noches eran propiedad y dominio de Leonela, Topacio, La Dama de Rosa, Señora, y la telenovela más asqueante jamás hecha: Cristal, arrullados por los aullidos gay de Rudy La Scala con "♪Mi Vida Eres Tú♪". Más Terrorvisión, que en un acto por competir con algo tan siniestro como consecuencia de transmitir por su pantalla telenovelas nocturnas americanas tipo Dynasty o Falcon Crest, recrean esta mezcla de lujo de a centavo y pasapalos de casabe untado con caviar Beluga en Las Amazonas; en concordancia con el otro tema asqueroso de telenovela: Sola, desafinado por Jorge Rigó. Pero algo era del dominio de un ser sin competencia en las lides del terror más gore, sangriento, macabro que la humanidad siquiera haya conocido, las tardes de: ¡POPY! (lo lamento, de verdad). Muchos de los protagonistas de esta década son miembros vitalicios del Salón de la Fama Nacional del Terror. Ni muriendo Hitler bastó para que el mal se erradicara de la faz de la Tierra.

    Por la ausencia de La Galería Del Terror™ cerramos con esta edición larga con despojos y ramazos. Dedicada a la época cultural más nefasta y nauseabunda de este país: los '80. Ojalá que nunca más tengamos que ser testigos de un período de oscurantismo, ignorancia, ignominia, plagio y embrutecimiento por estas tierras (?). Los fantasmas fueron expiados, ahora podemos seguir arremetiendo contra los seres maléficos. Y más tranquilos, podemos por fin cerrar las mazmorras, no sin antes prometerles que vendremos en su ayuda, a despojarlos del mal que ni los "Cazafantasmas" (otra necro-infamia de los '80) o que el Padre Merrin y el Padre Karras puedan exorcisar.

    ___________
    Spiff & Bart

    ¿Qué tanto 'mal del chaborrismo' hay en ti...?

    Etiquetas:

    LEGAL

    Acerca: Rural Tex™ no está aliado con instituciones públicas, entes políticos, empresas privadas o medios de comunicación, ni persigue alianzas comerciales o editoriales de cualquier naturaleza. Rural Tex™ funciona con el único objeto de difundir información de entretenimiento basado en la Libertad de Expresión y Pensamiento del Artículo 19º de la Declaración Universal de los Derechos Humanos. Bajo ningún motivo Rural Tex™ recibe dinero de marcas o empresas cuyos productos endose, independiente de las opiniones expresadas hacia alguna de ellas. Tampoco hacemos eco de campañas publicitarias de cualquier naturaleza excepto aquellas previamente acordadas o como contribución hacia algún servicio social.

    ©2005-2017 Derechos Reservados. Los nombres: Rural Tex™, Sir William McKay, Willy McKay, McKay, Mancao, Ñame, La Otra Dimensión, Geekview, La Galería del Terror, República Metallica, Hablemos de Audio, La Real Logia de la Cervezología, Inteltosh, Tipo Serio, Gay Alert! son propiedades intelectuales originales pertenecientes exclusivamente al Grupo Rural Tex™. Rural Tex™ no revisa, critica, compra, alquila, baja, recibe o difunde contenido pirata en formato alguno por ningún motivo. Todo contenido audiovisual que se discute en estas páginas: cine, música, software o videojuegos, en cualquier formato –físico o digital– es estricta y legalmente original; más por razones de buen gusto como coleccionistas puristas, que por motivos o razones de índole ética, legal o moral. El contenido de esta página es propiedad intelectual de Rural Tex™, incluyendo sus fotografías e ilustraciones originales. Se prohibe la reproducción total o parcial del contenido sin el consentimiento directo de sus editores. Se puede enlazar a nuestros artículos desde otras páginas sin necesidad del permiso previo de Rural Tex™ siempre y cuando no se copien porciones –totales o parciales– de su contenido. Cualquier contenido –escrito o gráfico– cuya autoría intelectual no sea nuestra, será debidamente especificado –con su respectiva referencia– a quien(es) debidamente le corresponda. Las imágenes utilizadas en las reseñas, noticias y artículos son en su mayoría de dominio público, abiertas a la prensa, libre difusión y/o por cortesía del publicista o medio promocional. Esta página está protegida por una licencia de: ©Creative Commons – Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.

    ©Derechos Respectivos. ®Apple, Macintosh, iPod, MacBook, iMac, iPad, iPhone, iCloud, iTunes, iOS, Apple Watch, el logo de Apple, así como los modelos y nombres de sus productos, son marcas registradas de Apple Inc. ®Justice League, Batman, Superman, Green Lantern, Flash y cualquier otro personaje de DC son propiedad de DC Comics, Inc. ®X-Men, The Avengers, Spiderman, Captain America, Iron Man, Thor, Hulk, Fantastic Four, Deadpool, así como cualquier personaje de Marvel son propiedad de Marvel Comics/Disney Inc. ®PlayStation, PS4, PS4 Pro, PSVR, PS3, PSP, Vita, Move, PSN, PlayStation Plus, son marcas registradas de Sony Interactive Entertainment. ®XBOX, XBOX One, XBOX 360, XBLA, son marcas registradas de Microsoft Corp. ®Nintendo, Switch, Wii U, Wii, 3DS, DS son marcas registradas de Nintendo Co., Ltd.

    Aclaratoria: Rural Tex™ asume la responsabilidad de las opiniones expresadas en los artículos bajo el derecho de la libertad de expresión del pensamiento; tomando en cuenta que el contenido se publica con el propósito exclusivo de entretener más que de informar sin que ello implique que las ideas y opiniones publicadas se deban tomar en serio. Quedan advertidos que no pueden disputar nuestra opinión porque una opinión personal no implica necesariamente que es una aseveración de facto o la verdad absoluta. Son solamente opiniones como las de cualquiera. Las opiniones se respetan, se discuten, se puede o no estar de acuerdo, pero no se disputan. Al enviarnos correos con comentarios de insultos están aceptando que nos reservamos el derecho de propiedad sobre su contenido para nuestra libre interpretación. Eso incluye archivos adjuntos, fotos, tu correo, tu carro, tu trabajo, tus cuentas, tu casa, tu miserable vida, tu alma, tu novia(o), tus hijos y hasta tu perro. Entendiendo lo anterior aceptas que nos reservamos el derecho de publicar tu dirección de e-milio y cualquier dato personal para el escrutinio (burla) de todos. Igualmente entiendes que nuestras opiniones siempre están en lo correcto sin importar qué. Por lo tanto podemos difamar, burlar, humillar y destruir a cualquiera que nos rompa los huevos. Además reconoces que al enviarnos correos de odio, sólo por el simple hecho de estar en desacuerdo con nuestras opiniones, se convierten en motivos para insultarlos, difamarlos, burlarnos y destruir tu miserable inferioridad ante la vista de todos. Aceptas sobre todo que, sin importar lo que aquí se diga, no puedes demandarnos por ningún motivo. Si no estás de acuerdo con estas condiciones no envíes correos con comentarios. Estas condiciones se pueden modificar en cualquier momento sin aviso previo. Nuestros abogados no tienen ética y juegan sucio.

    Powered by Blogger
    Powered by Blogger
    Template by Rural Tex